La Fundación LED (Libertad de Expresión + Democracia) manifiesta su profunda preocupación por las amenazas del conductor Roberto Navarro contra un grupo de periodistas de las señales de noticias La Nación + y TN.

Navarro, desde Radio El Destape se refirió con términos amenazantes hacia los periodistas  Jonatan Viale, Jorge Lanata, Luis Majul y Eduardo Feinmann. En sus declaraciones dijo “Yo creo que algo hay que hacer con ellos, algo hay que hacer con Jony Viale, con Majul, Leuco. Algo tenemos que hacer para frenarlos.” por otra parte refirió “Un día estos hechos van a terminar mal. Van a terminar a los tiros. Esa violencia puede ir contra ellos también.”

Este tipo de declaraciones es siempre repudiable y conllevan una visión intolerante ante las discrepancias que no tiene lugar en una sociedad democrática. Por otra parte al provenir de un comunicador y estar dirigida hacia periodistas constituye una limitación al ejercicio de la libertad de expresión y el derecho al acceso a la información consagrados en nuestra Constitución Nacional y en los Tratados Internacionales que la integran.

Adicionalmente estas amenazas se dan en un clima de creciente tensión social, en el cual los insultos, agresiones y amenazas a personajes públicos, periodistas entre ellos se multiplican en una escalada preocupante.

La Declaración de Principios sobre Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos establece que la “… intimidación, amenaza a los comunicadores sociales, así como la destrucción material de los medios de comunicación, viola los derechos fundamentales de las personas y coarta severamente la libertad de expresión.”

Es preocupante en consecuencia que en un clima de violencia como el que se vive en nuestro país, sea un comunicador el que amenaza a colegas e instiga a una espiral de agresiones cada vez mayor.

En reiteradas oportunidades se ha intentado instalar el concepto de que cualquier crítica a funcionarios o a los medios que comparten sus ideas constituyen un mensaje de odio. Sin embargo este tipo de amenazas no hacen más que incitar el mensaje de odio y la violencia que deviene como consecuencia del mismo.

LED se solidariza con los periodistas y medios de comunicación afectados, seguirá con particular atención este caso y continuará trabajando para que el rol de la prensa independiente sea justamente valorado y que toda lo sociedad comprenda que el dialogo, la tolerancia y la búsqueda de consensos son los únicos cominos viables para lograr el pleno desarrollo de una sociedad democrática.