La Fundación LED (Libertad de Expresión + Democracia) manifiesta su profunda preocupación por la detención arbitraria de un ciudadano en la provincia de Santiago del Estero como consecuencia de las opiniones que publicara en redes sociales.

Según distintos medios periodísticos, Rodrigo Etchudez, músico y comerciante de la localidad de Monte Quemado en la provincia de Santiago del Estero fue detenido por la policía provincial, sin que mediara orden judicial, acusado de infringir el artículo 205 del Código Penal, que castiga la violación de las medidas tomadas para impedir la propagación de epidemias.

Etchudez, que permaneció 8 horas retenido en una comisaría junto a presos comunes, fue acusado como consecuencia de sus publicaciones en redes sociales, mediante las cuales apoyaba el reclamo de trabajadores de la salud de esa provincia, y a partir de tareas de ciber vigilancia de la fuerza de seguridad provincial.

Pocos días atrás LED se manifestó sobre la notificación que había cursado la policía de la provincia de Santiago del Estero a una médica como consecuencia de sus publicaciones en redes sociales, a partir de tareas de ciber patrullaje que lleva adelante esa fuerza de seguridad. (http://fundacionled.org/informes-y-publicaciones/declaraciones/nuevo-caso-de-ciberpatrullaje-en-redes-sociales ).

Este nuevo hecho en Santiago del Estero, sumado a otras detenciones y denuncias judiciales contra ciudadanos que ejercen su derecho a la opinión a través de diversas redes sociales en distintos puntos del país configuran un clima tenso para el ejercicio de las garantías básicas de una sociedad democrática.

La detención del ciudadano santiagueño, por el simple hecho de haber hecho pública una opinión diferente a la del gobierno provincial, constituye una severa limitación al ejercicio a la libertad de expresión consagrado en nuestra Constitución Nacional y en los Tratados Internacionales que la integran.

La Declaración de Principios sobre Libertad de Expresión de la CIDH establece que “toda persona tiene derecho a comunicar sus opiniones por cualquier medio y forma”. Por otra parte la Declaración de Chapultepec preceptúa que “toda persona tiene el derecho a buscar y recibir información, expresar opiniones y divulgarlas libremente. Nadie puede restringir o negar estos derechos.”

Como hemos mencionado en sucesivas declaraciones, a consecuencia de la pandemia de COVID19, se viene dando en nuestro país un creciente clima de limitación de estos derechos fundamentales. Las tareas de ciber patrullaje llevadas a cabo por fuerzas de seguridad fuera del marco jurídico vigente, las acusaciones y detenciones de ciudadanos a causa de sus opiniones, las manifestaciones de funcionarios públicos sobre la necesidad de monitorear los contenidos en los portales de noticias y distintos proyecto legislativos tendientes a sancionar o controlar la opinión en redes sociales configuran un escenario de tensión entre las obligaciones del estado en materia de seguridad y salud pública y el derecho de los ciudadanos a la libre expresión y el acceso a la información.

LED seguirá con atención este caso, lo podrá en conocimiento de los organismos internacionales especializados que nuestro país integra y continuara dando visibilidad a todos aquellos casos que puedan suponer una lesión a los principios que hacen al desarrollo de una sociedad republicana.