La Fundación LED (Libertad de Expresión + Democracia) expresa su satisfacción por el informe presentado en el marco de la reunión de medio año de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) que destaca los “niveles crecientes de transparencia, comparecencias constantes de funcionarios ante la prensa y la eliminación de las prácticas de hostigamiento que sufrieron periodistas y medios en etapas anteriores” en la Argentina.

El informe agrega que “el país afronta su tercer año consecutivo sin agresiones hacia el trabajo periodístico”. Sin embargo, advirtió sobre un posible retroceso de cara a las elecciones de este año: “Resabios de esas prácticas de hostigamiento aparecen en el terreno discursivo por parte de actores políticos que tienen chances de recuperar el poder este año. La libertad corre riesgo ante la reedición de esa política”.

Por otra parte, se subrayó la ausencia de libertades fundamentales en Venezuela, tema que tuvo un abordaje especial en un panel que contó con la participación del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, entre otros expertos en derechos humanos y prensa, y el presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, a través de un mensaje grabado.

En este sentido, la Fundación LED se suma a estos llamados de atención internacionales recordando que ha hecho pública su preocupación en reiteradas oportunidades por el deterioro de la situación de lo DDHH en ese país, en especial cuando se vulneran los derechos de medios y trabajadores de prensa, como las demandas civiles contra diarios y portales digitales o el bloqueo de sitios web argentinos (http://www.fundacionled.org/articulos-y-monitoreo/preocupacion-por-demanda-millonaria-contra-medios-venezolanos; http://www.fundacionled.org/articulos-y-monitoreo/bloquean-el-portal-de-infobae-en-venezuela; http://fundacionled.org/articulos-y-monitoreo/repudio-ante-la-retencion-de-dos-periodistas-por-el-regimen-de-nicolas-maduro).

Finalmente, la Fundación LED reitera su satisfacción por el reconocimiento de la SIP hacia la Argentina y  reafirma su compromiso para trabajar en la defensa y difusión de la libertad de expresión y de prensa como valores esenciales para el desarrollo de una sociedad democrática.